Los farmacéuticos juegan un papel vital en la mejora de la salud del paciente